Proyecciones FIEL 2023: “El mundo es adaptarse o chocar”

Así lo destacó Juan Luis Bour, Economista Jefe de la Fundación de Investigaciones Económicas Latinoamericanas (FIEL), durante su tradicional encuentro anual sobre las “Proyecciones Económicas para Operaciones Logísticas”, en este caso, de cara a 2023.

El especialista de la fundación radicada en Argentina, analizó tanto la situación económica local como la de la región latinoamericana, en el marco del actual complejo contexo global.

En este sentido, indicó que “se abren oportunidades para el comercio y para la inversión, la pregunta es si las vamos a saber tomar”, en relación al proceso de “nearshoring” que se registra en el mundo, mediante el que muchas actividades productivas que se desarrollan en regiones lejanas buscan trasladarse a países más cercanos, ya sea por problemas logísticos o políticos, entre otros.

Precisó que muchos países de la región, como México, supieron aprovechar este contexto, mientras que hasta el momento Argentina “dejó pasar la oportunidad de entrar en este proceso de expandir las inversiones”, ya que desde 2020 al presente los números de inversión extranjera directa en el país son, prácticamente, de cero.  

En relación a las expectativas a nivel internacional, señaló que se espera algo de “viento de frente” para la actividad económica, “Europa está entrando en una recesión, al igual que EEEUU. Tenemos un fortalecimiento del dólar que implica cambios en las monedas y una reducción del comercio mundial. El menor crecimiento de china está impactando fuerte en las exportaciones del campo en argentina”.

A modo de conclusión, destacó que la región latinoamericana se enfrentará a un escenario complejo en 2023, con caída de volúmenes y de precios para sus exportaciones, lo que incidirá en los “términos de intercambio”, determinados por la relación entre el valor de las exportaciones y las importaciones que realiza la región. De acuerdo con Juan Luis Bour,  también se registrarán tasas altas como reacción a los altos niveles de inflación, tal como ha sucedido en Brasil, Uruguay, Paraguay y Chile, entre otros.

IMPACTO GEOPOLÍTICO

Por su parte, Ricardo López Murphy, Diputado de la Nación Argentina, se refirió a la compleja situación global, la que consideró debe ser incorporada como un dato más para el análisis, “donde el conflicto entre las grandes potencias podría derivar en una situación aún más grave”.

“El escenario que está en desarrollo en Ucrania crea un contexto a escala mundial muy delicado en materia energética, de flujos comerciales y en materia de inversiones. Es casi lógico que el mundo viva, al redescubrir los conflictos bélicos, un proceso «nearshoring», o sea, volver a traer industrias a zonas amigables”.

Al respecto, destacó la falta de visión que existió ante los acontecimientos que derivaron en la situación actual, “creo que hubo una hipótesis de que la guerra era un anacronismo, que eso no iba a ocurrir, de otra manera es imposible explicarse por qué Alemania se volvió totalmente dependiente de Rusia, como si Putin fuera un ángel. Ese error, probablemente el más grave estratégicamente cometido en la historia del XXI, reforma la situación mundial y creo que hay que prestarle atención”.

Advirtió también sobre el gran riesgo latente ante la llegada del invierno europeo, “la crisis energética se acerca a Europa en pleno invierno. Están poniendo clausulas penales si usted calefacciona arriba de los 18 grados y con eso no alcanza. Va a haber una crisis muy aguda en Europa y existe la posibilidad, si el invierno es muy duro, de que el problema energético sea extraordinario”.

Sobre este punto, resaltó el potencial energético de Argentina, que “podría proveer a Alemania, del gas que ya no le provee Rusia, durante 40 años sin afectar más del 15 o 20 por ciento de sus reservas, con precios que son 20 veces superiores a los costos de producción”.

Panel empresario local argentino.

PROBLEMÁTICAS PORTUARIAS

A su turno, el presidente de Terminales Río de La Plata (TRP), Gustavo Figuerola, se refirió a la compleja dinámica vivida por el sector portuario estos últimos tiempos, «el primer semestre de 2022 acompañó el boom de 2021 con la salida de la pandemia, pero ese boom se vio acompañado por una salida irregular en distintos puertos del mundo. El cierre de algunos puertos en Asia generó demoras de buques y, luego, la llegada de todos juntos al puerto de Buenos Aires, donde se generó una congestión nunca vista. Lo que provocó falta de productos para las fábricas y luego sobre stocks en los puertos. Eso se está normalizando, pero vivimos un primer semestre en Argentina muy complicado sobre todo para la importación”.

También, llamó la atención sobre la necesidad de darle previsibilidad a la estrategia del Puerto de Buenos Aires para garantizar su desarrollo, “el puerto no tiene una visibilidad de mediano o largo plazo, de cinco o diez años. Las terminales están concesionadas hasta mayo de 2024 y esperamos poder resolver este tema, porque si no, vamos a ingresar nuevamente en la incertidumbre sobre cómo será proyectado el Puerto de Buenos Aires y el comercio exterior que todos utilizamos”.

El encuentro de Proyecciones Económicas para Operaciones Logísticas 2023 de FIEL, contó también con un panel empresario que analizó la situación del sector logístico argentino, compuesto por Eduardo Bastitta, CEO de Plaza Logística; David Bottaro, Director General ID Logistics; Hernán Sánchez, Director Comercial de Celsur Logística, Presidente de CEDOL y ALALOG; con la moderación de Carlos Musante, referente del sector logístico argentino y Director Técnico de CEDOL y ALALOG.

Movant Connection

Etiquetas: 2023, Comercio Exterior, FIEL, Logcomex, Logística, Logística Internacional, Movant Connection, Proyecciones

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *