Felipe Tobar, Fundador y Presidente de la Asociación Logística del Ecuador (ASOLOG)

Llegó a la actividad logística de forma casual y ya nunca abandonó el sector, de hecho, fundó la primera asociación logística de su país. En esta entrevista con Movant Connection, Felipe Tobar, nos cuenta su desarrollo profesional vinculado con la logística y los aportes que desde el sector busca llevar a cabo para el crecimiento de Ecuador.

¿Cómo fue tu camino profesional en el sector logístico hasta alcanzar la posición de relevancia que ocupás hoy en día?

Hace cerca de 20 años que estoy en esta industria, nunca pensé que iba a estar aquí. Estudié administración en la universidad y cursé una materia sobre logística, donde lo único que aprendí fue sobre el estrés que sufría mi profesor en su trabajo. Pese a eso, no aprendí la lección y mi primer empleo fue en logística, en la distribución de cerveza, de una marca nueva en el país.

Fue muy divertido, pero tuve que dejar ese trabajo porque estaba cursando las últimas materias de mi carrera profesional y era demasiado demandante para ese momento.

Mi segunda oportunidad laboral fue nuevamente en el campo de la logística, esta vez en almacenamiento y picking. Tuve que aprender sobre la marcha lo que era el picking, la bodega, los inventarios. Era un profesional recién “salido del horno”. Desde esa fecha hasta ahora no me he desvinculado de la logística, sino que he experimentado distintos campos en diversos lugares. En Yobel Supply Chain Managment arranqué como Jefe de Logística, ascendí a la Administración y llegué a la Gerencia en Ecuador. Después fui a trabajar a El Salvador y apoyé a otras operaciones en Centroamérica. Tuve una época en Perú y en Chile. De ahí di un salto y gerencié el negocio en México. Luego tomé la decisión personal de dejar Yobel y volver a Ecuador.

Estuve unos meses en una empresa de consumo masivo y me surgió la oportunidad de gerenciar Transportes Sanchez Polo, que es donde estoy ahora. Cuando entré a TSP pensé que sabía todo lo relacionado a la logística y el transporte, pero cuando empecé a trabajar aquí me di cuenta de que sabía muy poco. En cada una de las experiencias que tuve, estaba muy seguro de mí mismo y en cada ocasión entendí que aún había mucho por aprender y conocer. Después de 11 años de trayectoria en Sanchez Polo, desarrollando transporte nacional e internacional por carretera, todavía sigo aprendiendo.

En base a la posición que ocupas en ASOLOG, ¿cuál es tu mirada sobre la actualidad de la logística en Ecuador?

Tanto Ecuador como en el resto del mundo tenemos elevada incertidumbre. Antes de 2019 teníamos mapeados escenarios, sabíamos con bastante certeza los problemas a enfrentar, navegábamos en aguas conocidas y familiares. Ahora todo es desconocido, lees noticias y notas que todo está cambiando muy rápido. Un día suben los costos y la demanda y al otro día es al revés. Mi principal aprendizaje ha sido sobre desarrollar la capacidad de adaptación y a manejar la frustración, ya que es difícil que los planes originales se mantengan vigentes en el corto a mediano plazo. En consecuencia, hay que tener la cabeza fría y rodearse de personas y conocimiento que te ayuden en este contexto.

No se puede estar completamente preparado para todo lo que se avecina, pero es posible adquirir nuevas herramientas para abordar estos desafíos. Hay que entender que la parte técnica no es suficiente para resolver problemas, necesitas abordar otras dimensiones personales para ser más flexible a la hora de presentar soluciones y seguir navegando en este mar de turbulencias en el que estamos.

¿Hacia dónde crees que se dirige el sector en el mediano plazo?

En los últimos cinco años, la velocidad de los cambios ha sido intensa. Seguramente, en una década tendremos una realidad muy diferente. En ASOLOG hemos luchado para elevar el nivel de la logística a un contexto más estratégico a escala nacional y regional. Estamos muy cerca de que varias metas se cristalicen por medio de una mayor interacción gobierno-empresa, que funcionará como catalizador para tener capacidad de ofrecer mejor información, de calidad, hoy inexistente, para el sector empresarial que ayudará a una mejor toma de decisiones.

Esto permitirá establecer la estrategia nacional logística, que abrirá nuevas oportunidades en Ecuador, como la inversión en activos, tecnología y el desarrollo del profesional de la logística.

Etiquetas: Comercio Exterior, Ecuador, Logcomex, Logística, Logística Internacional, Movant Connection, Supply Chain

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *