El BID abordó la relación entre exportaciones y equidad de género

A través de un encuentro en el que se presentaron los resultados del trabajo “Rumbo a América Latina 2026, la incidencia de las exportaciones en la equidad de género”, el Banco Interamericano de Desarrollo (BID) analizó el potencial del comercio exterior para contribuir a cerrar las brechas de género en la región, poniendo en valor y promoviendo el rol de las mujeres en el sector.

El evento híbrido, presencial y virtual, se llevó a cabo el pasado viernes 26 de agosto, donde referentes del BID INTAL, en conjunto con la División de Mercados Laborales, presentaron el citado estudio cuyo foco se centra en el impacto del comercio en la participación femenina en términos de estructura productiva, comercial, laboral y de ingresos en un escenario de recuperación de la pospandemia.

El estudio “Rumbo a América Latina 2026, la incidencia de las exportaciones en la equidad de género” puede ser descargado a través de este link: https://publications.iadb.org/es/rumbo-america-latina-2026-la-incidencia-de-las-exportaciones-en-la-equidad-de-genero

De acuerdo con Gabriel Michelena, Especialista en Comercio Internacional, quien estuvo a cargo de presentar los lineamientos seguidos para este relevamiento, el mismo busca comprender a partir del análisis de las estructuras productiva, comercial y exportadora de Argentina, Colombia, Perú y México, cuál es la incidencia del empleo femenino en el mercado laboral y en las actividades productivas de la economía, como por ejemplo, medir cuántas son las horas que trabajan las mujeres y cuál es la remuneración que tienen.

Del mismo modo, se analiza cómo los cambios en la dinámica exportadora en el comercio internacional se puede traducir en mejoras en las variables económicas, reducción de vulnerabilidades y en mitigación de desigualdades.

Por su parte, Florencia Attademo-Hirt, Gerente General del Departamento de Países del Cono Sur y Representante en Chile en el BID, destacó que, “a pesar de las importantes mejoras de las últimas décadas, América Latina y El Caribe, y en concreto nuestra región del Cono Sur, aún enfrentan desafíos inmensos relacionados con la desigualdades de género y diversidad. Además la pandemia de COVID agudizó las desigualdades de género, con lo cual nuestros países necesitan más herramientas para acelerar los procesos que terminen con las inequidades y potencien la reactivación económica”.

BRECHA
Según informes del World Economic Forum, la región necesitaría 67 años para cerrar la brecha de género, a la vez que advierte que a medida que las crisis se agravan la situación laboral de las mujeres se ve afectada y el riesgo de que la paridad de genero mundial retroceda se intensifica aún más.

En este sentido, de acuerdo con Florencia Attademo, “esto no solo es injusto sino que es muy costoso para toda la sociedad, ya que como demuestra una investigación del Dpto. de Países del Cono Sur del BID, la eliminación de las barreras que enfrentan las mujeres en el mercado laboral podría generar ganancias del PBI que van desde el 4 al 15 por ciento en los distintos países de la región”.

Ante lo que no dudó en afirmar que, “a través del empoderamiento de las mujeres lograremos una recuperación más rápida de la crisis generada por la pandemia y un futuro más provisorio”.

A modo de conclusión, Fabrizio Opertti, Gerente del Sector de Integración y Comercio en el BID, destacó la participación de los diversos especialistas de la región, quienes ayudaron a identificar las posibilidades que brinda el comercio para mejorar la equidad de género y las barreras en las que se deben seguir trabajando.

Finalmente, compartió algunas de las herramientas que desde el sector de integración ya se encuentran en marcha y a disposición de todas y todos quienes estén interesados, como “Conecta Américas Mujeres”, red empresarial del BID de emprendedoras, que promueve la capacidad exportadora de las mujeres de la región y brinda asesoramiento y mentorías a emprendimientos liderados por mujeres.
“Creciendo Juntas en las Américas”, programa del BID para la integración de mujeres empresarias en Latam y El Caribe en el comercio exterior, que busca la mayor integración de estas firmas en las cadenas regionales y globales de valor.

“También brindamos asistencia técnica para impulsar los negocios de las mujeres empresarias, de hecho, el 50 por ciento de los programas que financia el BID están alineados con esta agenda de género y comercio de todo el grupo”, concluyó.

Movant Connection

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.